Abogado Toledo

Donaciones en vida en Toledo. ¿En qué consisten y cuáles son las ventajas de aceptarlas?

Donaciones en vida Toledo

Donaciones en vida Toledo-Mar GalánEn ocasiones, puede darse el caso de que una persona quiera donar algunos bienes o una cantidad de dinero determinada a sus hijos, a sus parientes o a cualquier otra persona, ya sea por su gratitud o a consecuencia de un testamento o herencia en el que quiera compensar de algún modo a la otra parte implicada en el mismo que haya quedado en desventaja económica. En este artículo les ilustraré acerca de las donaciones en vida en Toledo.

Donación a los hijos

En primer lugar, procederé a exponer una visión genérica acerca de las donaciones en vida a los hijos. Las donaciones a los hijos son muy frecuentes cuando un padre ve que su hijo se encuentra en una situación desesperada y decida donarle parte de su patrimonio para que pueda solventar tal situación, gracias al dinero aportado por el padre o por los bienes entregados.

Conviene tener presente que es necesario que la persona que vaya a recibir la donación debe aceptarla, para que ésta produzca todos los efectos que le son propios. Si el que recibe una donación no la acepta, no habrá donación, porque faltará el requisito esencial de mostrar el consentimiento por parte del sujeto que va a percibir la donación, conocido como donatario.

Por ejemplo, Alejandro A. S. y su padre vivían en Toledo. Éste, debido a la situación económica precaria del primero, le donó un barco que ostentaba en propiedad, cuyo valor ascendía a 20.000€. La donación fue efectuada en vida del padre, pues consideró que así podía ayudar a su hijo.

Considerando las donaciones en vida de padres a hijos, el mejor consejo que se le podía dar era el de aceptar la donación que su padre le otorgaba, para que así pudiera satisfacer las deudas que tenía. En total, restando las deudas, obtuvo un beneficio de 16.000€, gracias a la aceptación de la donación de su padre.

Donaciones en vida Toledo

En este caso no se plantean mayores problemas, porque Alejandro A. S. era hijo único y su padre decidió donarle su barco para que pudiese pagar sus deudas. Cuestión diferente hubiera sido si la donación se hubiera hecho en vida del padre y éste tuviera varios hijos con derecho a percibir parte de la herencia, en cuyo caso la donación debería reducirse, por ser superior al montante al que, como herederos, tendrían derecho sus demás hijos.

Donación improcedente

El supuesto de la donación en vida con legítima también debe ser tenido en cuenta. Una persona que vaya a disponer de sus bienes en un testamento, y quiera distribuirlos a sus hijos o a sus parientes más cercanos, tendrá que respetar lo contenido en la ley relativo a la parte que le corresponde a cada uno de sus herederos, que son calificados como forzosos por la propia ley.

En este caso, si ha realizado en vida una donación a uno de sus hijos, de forma que con el resto de sus bienes no pueda cubrir la parte mínima que asigna la ley a sus herederos, deberá reducirse tal donación percibida por el hijo hasta la cantidad suficiente como para que cada uno de los herederos perciba el mínimo que les corresponda por ley.

Por ejemplo, sin una madre donase 40.000€ a uno de sus hijos, de manera que se quede con sólo 10.000€ para satisfacer la legítima de sus otros 4 hijos, la donación debería reducirse porque excedería de lo que la madre puede disponer en vida, tiendo en cuenta la futura partición hereditaria de los bienes de la madre en su conjunto.

Esta situación se produce con bastante frecuencia cuando se trata de donaciones en vida de dinero. Cuando una persona se excede en cuanto a lo que dona de dinero en metálico, es evidente que se reducirá el exceso para cubrir los mínimos legales que se establecen para cada caso.

Donaciones en vida Toledo. Conclusiones

Por ello, es importante estudiar de forma aislada y detallada cada caso particular, ya que las circunstancias y los posibles beneficios van a cambiar de unos casos a otros, y más cuando la persona que realice la donación tenga más de un hijo y quiera distribuir sus bienes en testamento, debiendo respetar ciertos límites.

Donaciones en vida: conclusiones finales

Por todo lo que acabo de exponer anteriormente, es preciso que una persona que quiera hacer una donación, cumpliendo los mínimos legales o los límites con los que tiene que contar, debe acudir a un abogado de herencias, el cual le asesorará acerca de la mejor forma en que pueda hacer una donación a quien estime oportuno y, como he dicho antes, cumpliendo con unos límites legales.

Además, la persona que vaya a recibir una donación deberá acudir a un abogado especialista en este campo, para que pueda aconsejarle acerca de si le resultaría rentable aceptar la donación en vida o, por el contrario, debido a los gastos que eso supondría, sería mejor no hacerlo.

No toda donación que se practique en vida puede resultar rentable. Debemos tener en cuenta que algunas, o la mayoría, son gratuitas, pero otras imponen una serie de obligaciones a su receptor que éste deberá cumplir, y puede que la persona que vaya a recibir tal donación no pueda satisfacer esas obligaciones que le sean impuestas con la donación que reciba.

Por ello es por lo que yo, personalmente, recomiendo acudir lo más pronto posible a un profesional que sepa de la materia. Así es como puede conseguirse al cliente la donación en vida en Toledo, al acudir a un abogado experto en este área del derecho, que le puede aconsejar sobre los beneficios o no de aceptar la donación.

(Cuento con clientes de toda la provincia: Soy abogado de Torrijos , abogado de Quintanar de la Orden, Etc.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Show Buttons
Hide Buttons