Abogado Toledo

Menor de edad no incluida en testamento Toledo. ¿Cómo proceder?

Menor de edad no incluida en testamento Toledo

Mar Galán Menor de edad no incluida en testamento Toledo

Introducción

Si bien es cierto que la mayoría de las cosas no son seguras, lo único cierto es la muerte, de ahí la importancia de hacer testamento para dejar las cosas “bien arregladas” evitando conflictos familiares innecesarios. Una herencia sin testamento implica complicaciones a los posibles herederos, de ahí la necesidad de acudir al asesoramiento de un abogado de herencias. En este artículo voy a tratar el caso de un menor de edad no incluida en un testamento en Toledo.

Las ventajas de hacer testamento son variadas: queda negro sobre blanco la última voluntad del causante; evita los problemas que pueden surgir por el reparto de los bienes entre la familia y otros beneficiaros; se elude la complicación que supone que el testador no haya otorgado testamento; y, por último y no menos importante, hacer testamento y su precio es infinitamente más económico que no hacerlo.

Hacer un testamento sin hijos puede no suponer demasiado problema cuando el causante tiene que disponer el reparto de su patrimonio. Cuestión distinta es cuando a la hora de otorgar testamento se desconoce la existencia de un hijo menor de edad. Obviamente, éste tiene los mismos derechos que el resto de los hijos cuando existan.

Existencia o no de testamento

Como ya he mencionado antes, no es lo mismo que el causante fallezca habiendo otorgado testamento que no habiéndolo hecho. Por lo tanto, se pueden distinguir dos tipos de casos:

  • Que el fallecido no haya testamento: en este supuesto será la ley quien determine los llamados a heredar. Esta es la llamada sucesión legal, intestada o “abintestato”. Asimismo, la ley establece también el orden de sucesión.
  • Que el fallecido haya otorgado testamento: la ley reconoce la amplia voluntad del testador a la hora de disponer sus bienes. Pero este amplio reconocimiento viene limitado por la misma ley a la hora de salvaguardar los derechos de determinados familiares del causante a la hora de heredar.

Menor de edad no incluida en testamento Toledo

Por lo tanto, habría que distinguir entre los herederos voluntarios (que aparecen en el testamento como tal) y los herederos forzosos (los establecidos por la ley). Los herederos forzosos tienen derecho a lo que se denomina la legítima (al menos, un tercio del patrimonio del causante), y son: los hijos (ya sean naturales o adoptivos, matrimoniales o extramatrimoniales); los descendientes y, a falta de ellos, los padres y ascendientes.  La ley también protege el derecho a heredar del cónyuge supérstite.

¿Qué es la preterición?

Con este nombre tan raro el Código Civil viene a definir la omisión de un heredero forzoso en el testamento. Esto es lo que puede pasar en el caso que nos ocupa, es decir, en el caso de que el causante desconozca la existencia de un menor de edad y, por lo tanto, no lo incluya en el testamento, o, aun sabiéndolo, tampoco lo incluye.

Puede ocurrir cuando el causante ha tenido una relación extramatrimonial fruto de la cual nació un hijo o una hija. Aquél puede perfectamente desconocer su existencia o haber pactado con la persona con la que mantuvo dicha relación algún tipo de aportación económica. Cuestión distinta es lo que ocurre cuando el causante fallece sin haber incluido a este hijo en su testamento.

Hay que distinguir dos tipos de preterición:

  • La preterición tal cual.
  • Y la preterición no intencional o errónea.

Hay que tener en cuenta que la preterición no puede perjudicar la legítima, y que tendrá la consideración de intencional, salvo prueba que demuestre lo contrario.

En el caso de que la preterición fuese no intencional: se anularán la voluntad del testador que tenga un carácter patrimonial. Si sólo se hubiese omitido a un hijo se anularía la institución de heredero, aunque seguirían siendo válidas las mandas y mejoras que se hayan realizado. Hay que tener en cuenta que si el hijo omitido o preterido en el testamento fallece antes que el causante, el testamento tendrá plenos efectos legales.

Si la preterición hubiera sido intencional: podría parecer que el causante haya querido desheredarlo sin causa legal alguna. Ante esta situación lo que procederá será proteger los derechos del heredero forzoso reduciendo los derechos del resto de herederos. Si esto no fuese suficiente se reducirán las mandas y legados.

Qué hacer cuando una menor de edad no está incluida en el testamento Toledo

Menor de edad no incluida en testamento Toledo Ejemplo

A modo de ejemplo

Juan A.B. estaba casado con Alba R.T. desde hacía veinte años, vivían en Toledo y tenían dos hijos. Hacía diez años Juan A.B. mantuvo una relación esporádica con Miriam G.G., fruto de la cual nació una niña que contaba nueve años de edad. Fue una relación esporádica puesto que se veían muy de vez en cuando. Cuando Miriam G.G. supo de su embarazo decidió ocultárselo a Juan A.B.

La cuestión es que tanto Juan A.B. como su mujer Alba R.T., a raíz de un accidente de circulación bastante grave decidieron ir a un notario para hacer testamento. Este otorgamiento se produjo en 2015. Todo quedó así hasta que en 2016 Miriam G.G. y Juan A.B. se encontraron de forma fortuita, ahí fue cuando aquélla decidió contarle que tenían una hija.

Ante esta información, Juan A.B. se quedó en shock. Una vez asumida su paternidad decidió acudir a un abogado experto en herencias y testamentos para que le aconsejara. No quería que su mujer se enterase, pero consideraba que quizás debía cambiar el testamento. El abogado le aconsejó que lo hiciese si no quería compartir con su mujer este hecho tan complicado.

Así lo hizo. Volvió al notario ante el cual había otorgado el primer testamento y lo cambió para incluir a su hija de nueve años. Entendía que siendo su hija debía recibir una parte de su patrimonio ya que no tenía ninguna duda de que él era su padre. Considerando el patrimonio del que disponía le iba a corresponder a su hija una parte de la vivienda familiar valorada en ese momento en 150.000€.

En definitiva, gracias al consejo profesional de su abogado y a su propio sentido de la responsabilidad Juan A.B. decidió cambiar su testamento para incluir a la hija que había tenido fuera del matrimonio y que tenía los mismos derechos que sus otros dos hijos. Por lo tanto, ante una situación en la que se exista un menor de edad no incluida en un testamento en Toledo lo mejor es acudir a un profesional en la materia para evitar problemas.

(Con casos de clientes en Toledo y provincia. Abogados para Madridejos, abogados para Sonseca, etc.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Show Buttons
Hide Buttons